Blog

Signos y síntomas de disfunción temporomandibular

El término Disfunción Temporomandibular (DTM) engloba múltiples cuadros clínicos con una gran variabilidad en la reproducción de signos y síntomas asociados. En este sentido, los primeros estudios realizados al respecto mostraban que entre el 33 y el 70% de la población tenía signos y síntomas de DTM1,2, haciéndonos pensar que un gran grupo poblacional no estaba recibiendo tratamiento para su cuadro disfuncional.

Esto se debía a que el diagnóstico se hacía únicamente en base a la suma de ciertos signos y síntomas sin entrar a valorar la relevancia de estos, la evaluación de la función y, lo más importante, sin establecer una relación causal entre la DTM y dichos signos y síntomas que justifique la necesidad de tratamiento3.

Los signos y síntomas más frecuentes asociados a disfunción temporomandibular son:

  • Dolor en la musculatura masticatoria
  • Dolor alrededor o en la ATM
  • Dificultad/ dolor al abrir la boca
  • Dificultad/ dolor al masticar
  • Dificultad/dolor al hablar
  • Dolor cervical
  • Dolor alrededor o en el oído
  • Cefalea
  • Disconfort oclusal
  • Ruidos articulares

Nassif & Talic, 2001

Actualmente, tras avanzar en los procesos de razonamiento clínico, los estudios epidemiológicos estiman que el porcentaje de población que requiere tratamiento oscila entre el 5 y el 7%4. En cuanto al estudio de los signos y síntomas, el único síntoma considerado patognomónico de DTM es el dolor orofacial, principalmente el dolor percibido alrededor/o en la musculatura masticatoria o en la ATM, siendo el que con mayor frecuencia conlleva la pérdida de la funcionalidad del sistema masticatorio. De esta forma quedan relegados el resto de signos y síntomas a un segundo plano, considerándolos como signos y síntomas que, de forma aislada, no justifican el diagnóstico de DTM5,6.

Por tanto, para poder evaluar el deterioro de la función temporomandibular y así establecer un diagnóstico, es necesario realizar la historia clínica, donde no solo se recojan los signos y síntomas sino que se enmarquen dentro del contexto del razonamiento clínico para conocer el objetivo del paciente, su problema principal y, si la existiera, la relación entre sus signos y síntomas y el problema principal. Porque igual, el paciente solo necesita entender porqué tiene ruidos al comer y si debe o no recibir tratamiento para ello en base a un abordaje científico y actualizado de la DTM.

  1. .schiffman, e.l., fricton, j.r., haley, d.p. & shapiro, b.l. (1990) the prevalence and treatment needs of subjects with temporo- mandibular disorders. journal of the american dental association, 120, 295.
  2. mcneill, c., ed. (1993) temporomandibular disorders. guidelines for classification, assessment and management, 2nd edn. the academy of orofacial pain, quintessence, london.
  3. nassif nj, al‐salleeh f, al‐admawi m. the prevalence and treatment needs of symptoms and signs of temporomandibular disorders among young adult males. j oral rehabil 2003;30(9):944-950.
  4. nelson da, landau wm. jaws: diversities of gnathological history and temporomandibular joint enterprise. j neurol neurosurg psychiatry 1999 aug;67(2):141-147.
  5. wright ef. referred craniofacial pain patterns in patients with temporomandibular disorder. j am dent assoc 2000;131(9):1307-1315.
  1. schiffman e, ohrbach r, truelove e, look j, anderson g, goulet j, et al. diagnostic criteria for temporomandibular disorders (dc/tmd) for clinical and research applications: recommendations of the international rdc/tmd consortium network* and orofacial pain special interest group†. j oral facial pain headache 2014 2014;28(1):6-27.

Posts Relacionados